El pastor Bernardo D Caballero, nos muestra que para poder ser discipulos de Cristo tenemos que sufrir una transformacion en nuestra vida, 2Corintios 3: 12-18